Couffon, Claude

Poeta francés, hispanista, traductor, académico y catedrático de la Universidad de La Sorbona. Fue uno de los grandes estudiosos de la vida y la obra de Federico García Lorca, el primero que investigó su asesinato y que concluyó que el poeta fue enterrado en El Barranco de Víznar junto a otros cientos de fusilados en los primeros días de la represión nacionalista en la Guerra Civil española. También estudió y divulgó en Francia la obra de otros escritores españoles e hispanoamericanos como Nicolás Guillén, Rafael Alberti, Miguel Ángel Asturias o Miguel Hernández. Por sus traducciones y antologías, ha jugado un papel muy importante en el conocimiento en Francia de escritores en lengua española.

Nació en 1926, en Caen. Estudió Filología Hispánica y en 1945 ya empieza a publicar estudios y traducciones de diversos autores españoles e hispanoamericanos. En 1948 hace un viaje a Granada para investigar la muerte de Federico García Lorca. Aunque después otros estudiosos extranjeros como Agustín Penón o Ian Gibson hicieron el mismo recorrido y con igual intención, él fue el primero. A su llegada, solo nueve años después de acabar la contienda, se encontró un muro de silencio y de miedo alrededor de la figura del poeta.

Un profesor de español en Francia, que había luchado en las Brigadas Internacionales, fue el que le habló de la muerte del poeta y levantó una curiosidad investigadora que con el tiempo se convirtió en pasión. Decidió entonces viajar a Granada e investigar el asesinato de Federico. Todo el mundo le decía que era muy peligroso, ya que los que los asesinos seguían en la ciudad. Finalmente, un estudiante a cuyo padre habían matado en los mismos días que a Lorca, quiso ayudarlo y lo llevó a Víznar. Allí pudo distinguir las ondulaciones de las fosas, en un paisaje aún sin alterar. Publicó un primer artículo en Le Figaró en 1950 y creó un revuelo internacional. Empezaron a contactar con él intelectuales y poetas de los que acabó en algunos casos siendo su traductor. Una de las reacciones del Régimen ante el artículo, que temía una llegada masiva de investigadores y curiosos, fue la repoblación con pinos del entorno de Víznar y Alfacar.

En 1953 publica El crimen fue en Granada, en Ediciones Madrugada, Universidad Central de Quito. En 1962 publicó en Seghers A Grenade sur les pas de García Lorca. Aunque ha sido uno de los autores más consultados durante las diversas búsquedas de los restos del poeta, ha manifestado en distintas ocasiones su desacuerdo con ello: “No soy partidario de buscar sus restos. Él tiene que descansar ya en paz con los muertos. Supongo que la familia tampoco quiere porque ya se ha creado un mito respecto a eso. Con García Lorca se han creado muchos mitos, algunos falsos, ahora es difícil restablecer la verdad frente a la leyenda”.

Fue nombrado Caballero de la Legión de Honor y galardonado con el Premio de Arte y Letras de Francia. En Fuente Vaqueros recibió la distinción del Pozo de Oro el 5 de junio de 2011. Murió en diciembre de 2013.